• English
  • Français
  • Deutsch
  • Italiano
  • Português
  • Español

PLAN DE ACCIÓN DEL GOBIERNO GENERAL (2009-2015) ÁREA DE ESPIRITUALIDAD

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF
OBJETIVO GENERAL Promover una espiritualidad que nos ayude a reavivar el fuego de la vocación claretiana según el espíritu de la Definición del Misionero.

PRIMERA LÍNEA DE ACCIÓN

Actividades:

Impulsar el cuidado de la dimensión teologal y mística de nuestra vocación misionera (cf. HAC 54) 1. Fomentar en cada claretiano la escucha atenta de la Palabra, la celebración digna de la Eucaristía, la oración diaria y la piedad cordimariana (cf. HAC 53.1) a través de los distintos programas de animación del Gobierno General, de la Prefectura de Espiritualidad y, en particular, en los ejercicios espirituales y talleres sobre espiritualidad claretiana.

2. Promover la reflexión sobre nuestra espiritualidad misionera en el marco de las diferentes culturas en las que hoy vive la Congregación (cf. HAC 53.2) así como la traducción de los principales subsidios de animación espiritual a las diversas lenguas.

3. Proseguir, dentro de la colección “Claretianos de ayer y de hoy”, la publicación de biografías breves de claretianos (ministros ordenados, hermanos y estudiantes) que han encarnado el carisma claretiano y dar a conocer nuestra historia mediante los medios de que disponemos (cf. HAC 53.2). 

SEGUNDA LÍNEA DE ACCIÓN Actividades:
Alentar procesos y mediaciones que nos ayuden a vivir todas las etapas y momentos de la vida en actitud de conversión (cf. HAC 55)

4. Estimular el uso del proyecto personal como instrumento para revitalizar la vida de cada claretiano y ofrecer sugerencias y modelos para su elaboración en el marco de los ejercicios espirituales anuales (cf. HAC 55.1).

5. Poner en marcha el proyecto “La Fragua en la vida cotidiana” (cf. HAC 55.4) a lo largo del cuatrienio 2011-2014.

6. Colaborar con los Organismos en algunos programas de ayuda a los jóvenes misioneros que se incorporan a la vida apostólica en los primeros años de ministerio (cf. HAC 55.7).

7. Organizar, en español y en inglés, el programa “Encuentro con Claret” para quienes desean profundizar en el conocimiento del Fundador (cf. HAC 55.5). 

TERCERA LÍNEA DE ACCIÓN Actividades:
Insistir en la necesidad de renovar la alianza que nos congrega en comunidad y ayudar a optar personalmente por ella y a entretejer lazos de familia (HAC 56)

8. Animar, sobre todo en las visitas canónicas, a que cada claretiano opte personalmente por la comunidad y supere el individualismo que nos disgrega.

  9. Procurar que la formación para la vida comunitaria se incluya explícitamente en todas las actividades de animación espiritual y formación permanente, prestando especial atención a las virtudes y actitudes que nos ayudan a crecer en comunión (cf. HAC 56.1).
  10. Colaborar con los Organismos y Conferencias en las iniciativas de formación de superiores locales y ofrecer algunos subsidios específicos a través de Internet (cf. HAC 56.5).
CUARTA LÍNEA DE ACCIÓN Actividades:
Promover el conocimiento y cultivo de nuestra identidad carismática y ayudar a que siga creciendo el sentido de pertenencia a la Congregación.

11. Reorganizar el Secretariado del Corazón de María para dar un nuevo impulso a nuestra espiritualidad cordimariana.

12. Consolidar el funcionamiento del CESC de Vic para profundizar y divulgar el conocimiento del Fundador, mediante la renovación del equipo y la redacción de un plan de acción para el sexenio 2009-2015.
13. Proseguir el proyecto Eucaristía-Vida y concluirlo en 2011 con un encuentro congregacional en Segovia, España.
14. Aprovechar las conmemoraciones más significativas del sexenio (175 años de la ordenación presbiteral de San Antonio María Claret -13 de junio de 2010-, 150 años de la “gracia grande” -26 de agosto de 2011-, 75 años de los mártires de la guerra civil española -2011- y otras) para impulsar algunos aspectos de nuestra espiritualidad en coordinación con el proyecto “La Fragua en la vida cotidiana”.
QUINTA LÍNEA DE ACCIÓN Actividades:
Coordinar la animación espiritual de la Congregación con los responsables de los distintos Organismos favoreciendo un trabajo en red.

15. Mantener un diálogo asiduo con los responsables de animar la espiritualidad en los Organismos, colaborar con ellos en el establecimiento de las prefecturas de espiritualidad u otras estructuras de animación y organizar encuentros generales o zonales si se considera oportuno para reflexionar juntos y coordinar mejor las tareas.

16. Visitar aquellos Organismos que necesiten el asesoramiento o impulso de la Prefectura de Espiritualidad y colaborar con ellos en algunas actividades de animación espiritual como ejercicios espirituales, talleres de espiritualidad, jornadas de formación permanente, etc.

17.    Proseguir con la actualización de la sección de Espiritualidad de la web de la Congregación para la animación ordinaria y el intercambio de experiencias y reflexiones.

 18. Colaborar con los Organismos en la elaboración, puesta en práctica y evaluación de sus planes de formación permanente y de especializaciones, teniendo en cuenta las necesidades de toda la Congregación (cf. HAC 55.8).
 19. Acompañar en su itinerario académico a los claretianos que realizan sus estudios de especialización en Roma y residen en la Curia General.